Italia II

Estos dos días en los que no he escrito han sido bastante intensos.No he parado de ver cosas y aún así parece que no he visto nada.

Ayer por la mañana aprovechamos para ver Ponte Vecchio a la luz del día,porque el día de mi llegada sólo lo vi por la noche.También vimos el Duomo y Santa María Novella.

El Ponte Vecchio me tiene enamorada,sea de día,de noche o por la tarde.Me parece impresionante y precioso.Cuando pasas por él hay muchísimas tiendas,aunque todas son joyerías.Me resultó bastante curioso.

El Duomo impresiona más por fuera que por dentro,sobre todo por la cúpula,que dicen,es una de la mayores cúpulas que existen.La fachada de la catedral está reformada y se ve que los laterales están ello,porque se ven un poco más sucios y feos.Y hay que decir,que una vez arreglada,la fachada tiene unos colores preciosos.

Es difícil poder ver tranquilamente la catedral,porque hay una aglomeración de turistas increíble y no paran de moverse y hay una algarabía de mil demonios.

Tanto al Duomo como a Santa María Novella,hay que llevar los hombros tapados,si no,te dan una especie de bata de enfermo,como la de los hospitales,para que te la eches por encima.Por suerte,no tuve que ponerme algo tan horroroso porque M.Ángeles,previniéndolo,se llevó un pañuelo para ella y una rebeca para mí.

Por la tarde fuimos a la plaza de la Santa Annunziata,si no me equivoco con el nombre,donde está un antiguo orfanato.Esta plaza tuvo que ser muy esplendorosa en su momento,pero ahora se ve un poco gris y además había mucha gente con mal aspecto,que no daba muy buen rollo.

Luego,seguimos caminando hasta San Marco.La Iglesia en ese momento estaba dando misa así que sñolo pudimos mirarla desde la puerta.

Finalmente,pasamos por delante del palacio de los Médici,aunque no entramos porque aquí los museos y las tiendas las cierran a las 7 de la tarde.

Y hoy,las dos visitas estelares,el museo de los Ufizzi y la galería de la Academia.He de decir que he acabado hasta arriba de ver Vírgenes,Cristos y Santos,pero ha merecido la pena.Aunque para mí,el cuadro estrella ha sido el Nacimiento de Venus, de Boticelli.Es precioso y está perfectamente conservado.

En la galería de la Academia,más santos y vírgenes y demás.Esculturas inacabadas de Miguel Ángel y por supuesto,su David.Es impresionante y perfectísimo.De verdad el ideal de belleza masculino y increíblemente bien hecho.

Estos dos museos los he visitado sola,puesto que son bastante caros y M.Ángeles ya los había visto.Y después de la Academia he ido a un mercadillo muy chulo a llevarme algunos recuerdos para mí y los míos.

Mañana,toca el mirador y quizá,si nos deja la huelga que hay(y que ha impedido que pueda visitar Siena)unos jardines cuyo nombre ahora mismo no recuerdo(¿del Fiore?) y quizá ver Santa Croce por dentro.

La verdad es que está siendo un viaje de lo más intenso e interesante,pero estoy reventada.

Por cierto,vi el partido de España y luego salimos a celebrarlo con una botella de vino.Había bastantes españoles celebrando la victoria y un italiano increíblemente guapo nos abrió la botella,jeje.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: